El IBV reúne en Valencia a los principales expertos en valoración funcional de toda España

El IBV reúne en Valencia a los principales expertos en valoración funcional de toda España

El Instituto de Biomecánica organiza las VIII Jornadas de Valoración Funcional que como cada año cuentan con una destacada asistencia de profesionales de las especialidades relacionadas con el estudio, la prevención y el tratamiento de lesiones musculoesqueléticas que han convertido esta cita en un punto de encuentro, colaboración e intercambio de referencia para todos los profesionales en este campo.


De los diferentes campos de aplicación de la valoración biomecánica, durante las jornadas se analizará el papel de esta como herramienta para la medicina legal (por ejemplo en la valoración de accidentados de tráfico); como herramienta para evaluar la reincorporación de trabajadores de baja; así como herramienta para la rehabilitación médica. En este sentido, hoy ha inaugurado las jornadas el subdirector general de Coordinación de Unidades Médicas del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS), Luis Sánchez entidad colaboradora habitual del IBV en este ámbito (ver foto).

El encuentro, que tiene lugar en la Ciutat Politècnica de la Innovació, se inició ayer con dos talleres formativos para usuarios de estas técnicas y finaliza esta mañana con el desarrollo de la jornada que concluirá con la entrega del VII Premio IBV de Valoración Funcional a la "Mejor aplicación clínica de las técnicas biomecánicas de valoración funcional".


Según explica el director de Innovación de Mercados en Rehabilitación y Autonomía Personal del IBV, Ignacio Bermejo, las técnicas biomecánicas de Valoración Funcional "nos permiten registrar movimientos durante la realización de actividades como subir las escaleras o levantar un peso y compararlos con bases de datos de sujetos sanos para objetivar los síntomas subjetivos que presentan patologías como la lumbalgia, las lesiones de rodilla, los problemas de equilibrio o la cervicalgia. Los especialistas médicos encuentran en estas técnicas una herramienta útil para valorar las alteraciones funcionales de la columna lumbar o cervical y contribuir a encuadrar estos síntomas en su verdadera dimensión médica".


"Estes sistemas, añade, también se utilizan habitualmente para analizar los efectos del equipamiento deportivo en los deportistas, de tratamientos quirúrgicos o farmacológicos en los pacientes, la adaptación de ortesis o ayudas técnicas en personas con discapacidad, la rehabilitación en pacientes en proceso de recuperación de una lesión, etc".


En este sentido, fruto de la colaboración con el INSS, el IBV lleva tiempo trabajando con NedLabor/IBV, una aplicación informática que permite a las mutuas de accidentes laborales y enfermedades profesionales y a los equipos de valoración de incapacidades determinar de forma objetiva si un paciente puede reincorporarse a su puesto de trabajo tras un periodo de incapacidad transitoria por una lesión del sistema musculoesquelético.
Ignacio Bermejo ha recordado que estas técnicas también se pueden aplicar en otros ámbitos como es el caso de la valoración del daño corporal tras un accidente de tráfico, "de ahí nuestra colaboración con el Instituto de Medicina Legal de Valencia para gestionar mejor los recursos dirigidos a tratar o compensar las secuelas producidas tras los accidentes de tráfico".

La consolidación de estas jornadas a nivel nacional ha motivado la creación de la Comunidad de Valoración Biomecánica. Este punto de encuentro virtual aglutina ya a más de 500 profesionales como son médicos -especialistas en rehabilitación, otorrinolaringología, medicina evaluadora, deporte y traumatología, principalmente- y otros profesionales procedentes de hospitales, mutuas de accidentes laborales y enfermedades profesionales, compañías de seguros, clínicas privadas y diferentes estamentos de la administración sanitaria de toda España.

Las jornadas que se podrán seguir en directo también a través de la web de la Comunidad de Valoración Funcional.